Ventas Cerrado
Tel. Alquileres Cerrado

El litoral andaluz

Pocas playas son tan conocidas o tan visitadas como las de la costa mediterránea española y, sin embargo, todavía hay mucho por conocer y descubrir. Para millones de turistas que las visitan anualmente, las playas de Andalucía son sobre todo un lugar donde ir a relajarse, aprovechar el sol hasta el último rayo y sumergirse en las imágenes y sonidos del verano. No se puede negar que ese es el sello que les dará continuidad durante muchos años más, pero lo cierto es que la costa andaluza ofrece mucha más variedad de escenarios y actividades que un día de playa convencional. En este artículo queremos destacarles algunas de las mejores…

Playas
Elegir en qué sitio de la playa colocar la sombrilla dependerá de sus preferencias. Si lo que está buscando son las mejores playas, la Costa de La Luz ofrece algunas de las mejores playas, las más extensas, blancas, y tranquilas de toda Europa. Si le sumamos un clima soleado, cielos de azul intenso y una brillante luz cubriéndolo todo con un resplandeciente dorado, entonces podemos decir que nos encontramos en una verdadera playa paradisíaca. Hay que reconocer que no son playas de clima tropical, aunque el clima más seco es en realidad mucho más placentero y menos propenso a nubosidades y humedad, por lo que las playas de Bolonia, Matalascañas y Trafalgar-(solo por mencionar algunas) no tienen nada que envidiarle a las típicas playas del anuncio de barritas Bounty que uno espera encontrar solo en el Caribe, el Océano Índico o el Pacífico Sur.

A hora y media en coche desde Marbella, se encuentra una zona tranquila y geográficamente muy escabrosa, pero, sobre todo, hermosa por sus interminables extensiones de arena y dunas. En invierno, los vientos y las olas provenientes del Atlántico azotan esta costa convirtiéndola en un paisaje melancólico, cubierto por una mística neblina; mientras que en verano esa famosa luz que la caracteriza brilla iluminándola como si el mundo hubiera, por fin, encontrado su calma. El azul del cielo, el verde marino de las aguas y las arenas de un claro color tostado completan el paisaje bañado por los cálidos rayos de sol. Hasta el alboroto de los niños jugueteando y los perros ladrando se mimetizan con el sonido mecedor de las olas rompiendo y el vuelo de las gaviotas. Para comer es necesario llevarse la propia comida de casa o bien coger el coche, pero lo mejor de este paraíso es su estado casi puro y natural y tan poco frecuentado.

Kite surfing
Muy cerca de este paraíso de paz y bienestar se encuentra Tarifa, la meca europea del kitesurf y la capital de la cultura “hippy-surfista” que fusiona las últimas tendencias con un marcado estilo “relaxed”. Tal como en la Costa de la Luz, en este extremo oriental, los habituales vientos son lo único que estropea el templado horizonte; sin embargo, en el caso de Tarifa, los vientos son, justamente, la razón de ser del pueblo. Conocida anteriormente como “la capital del suicidio” española, lo vientos huracanados y golpeteo de los postigos se han convertido ahora en un barullo marítimo que envuelve no solo a los surfistas locales sino también a los entusiastas de toda Europa. Tarifa es el destino habitual de fin de semana de los habitantes de la Costa del Sol, ya que lo brinda todo, pequeños hoteles boutique, cafés y originales restaurantes, un precioso casco antiguo, maravillosas vistas al mar que continúan hasta Marruecos, playas de arena fina y blanca y una “movida” playera que ha conseguido un culto de seguidores. Durante el verano, Tarifa está en su mejor momento, ya que sus playas no solo ofrecen el surf, y un lugar donde broncearse, sino también fiestas, eventos musicales, “raves”, o simplemente pura relajación con amigos. Si disfruta de hacer kite-surf, windsurf, body-board o tomar el sol- y si además le gusta hacerlo con un toque más de estilo- entonces Tarifa es el sitio donde ir. Siguiendo un ritmo basado en deportes acuáticos, música reggae, infusiones de “hierba” y buen rollo con todos, seguro tendrá un verano diferente.

 

Clubes de playa
Para aquellos que les gusta el estilo y la sofisticación, no hay ningún otro sitio en Andalucía como Marbella. Con playas de todo tipo, restaurantes de todas clases, chiringuitos y clubes de playa aquí y allá, donde el amante de la playa sofisticado sabe exactamente donde ir para estar en la movida. La costa Marbellí lo ofrece todo en sus playas: fiestas, cócteles, almuerzos, celebraciones privadas, pequeños chiringuitos modernas discotecas en primera línea, lujosos restaurantes y como siempre los viejos favoritos. Hay para todos los gustos y bolsillos, pero si lo que realmente quiere es disfrutar al estilo marbellí, debe estar preparado para ir de marcha a los sitios más “hot” y al otro día tumbarse en la playa para recuperarse de la noche anterior.

Teniendo un servicio personalizado, un refrescante mar azul y cuerpos bronceándose a su alrededor se puede decir que eso es exactamente no privarse de nada. Pero si viene a la playa temprano verá a la gente ejercitando en el paseo e instructores de yoga impartiendo clases en lugar de niños nadando o bellezas dorándose. La zona entre Marbella y Puerto Banús es famosa por sus modernas playas, restaurantes y discotecas, y en estos últimos años se les han unido unos lujosos clubes de playa que causaron furor en lugares como Florida y Côte d’Azur. Aquí solemos ver las lanchas que transportan a los turistas desde sus yates a las piscinas de los clubes, restaurantes o discotecas. Si la música tecno no es su estilo y prefiere más una romántica cena en la playa con música en vivo, los clubes de playa ofrecen el estilo y el entorno perfecto, poniendo en evidencia que Marbella no es lo que hay para hacer sino la manera de hacerlo.

Buceo
Ningún estudio de las costas estaría completo si nos olvidásemos del buceo. Ha crecido tanto la cantidad de gente y dedicación a este deporte, que se están convirtiendo en un sub-mercado dentro del mercado del turismo. Es más, el agua es para los buceadores lo que la tierra firme es para los golfistas, sin embargo Andalucía es el paraíso del golf y no es tan popular por el buceo. Es duro competir con los arrecifes de corales del Caribe, del Mar Rojo o de la Gran Barrera de Coral Australiana, pero estando en el sur de España, ¿por qué no disfrutar de algunas inmersiones?

La región más adecuada para el buceo es la Costa Tropical; aproximadamente a una hora y media conduciendo desde Marbella en dirección este, una costa notablemente diferente por sus enormes acantilados que se sumergen desde las alturas hacia el mar. Las pequeñas calas con bonitas playas de arena y cálidas aguas de color aguamarina crean el escenario perfecto para una expedición de submarinismo. La claridad del agua es perfecta para avistar la gran variedad de objetos marinos, desde bancos de peces y anémonas hasta flotas hundidas. Con tantos Galeones españoles naufragados en estas aguas, es difícil no imaginarse que todavía hubiera varios lingotes por descubrir; aunque hoy en día los restos de los naufragios sirven principalmente como hogares de una gran cantidad de criaturas marinas.

Naturaleza abierta
Finalmente, si lo que le gusta es la naturaleza abierta, o mejor dicho, el naturismo, y busca escaparse lejos de las multitudes, tiene que ir al rincón más oriental de la costa Andaluza y de repente, se dará cuenta de la paz que se siente. Sin coches, sin radio, sin televisión, juegos electrónicos…sólo viento y pájaros. En la provincia de Almería, dentro de la reserva de un Parque Natural, yace un paisaje casi surrealista, el de Cabo de Gata. Casi inhóspito de turistas, excepto algunos nudistas, hippies y amantes de la naturaleza, el Parque Natural Cabo de Gata ofrece la posibilidad de experimentar una costa completamente diferente. Aquí no prestan servicio personalizado ni hay restaurantes con estilo, ni siquiera cafeterías, pero encontrarse rodeado por la belleza de la naturaleza y poder olvidarse de los asuntos cotidianos es, como las otras partes de la costa, una gran recompensa.

© Michel Cruz – Traducción realizada por el equipo de apoyo de Panorama.

The Coastline of Andalucía escrito por y copyright de Michel Cruz, para más información visite su página web en www.freelancewriter4u.com.

La imágenes utilizadas en este artículo fueron realizadas por y son copyright de Carlos Cáceres Lavergne. Si le interesa comprar alguna o ver más fotografías, por favor visite su página web: www.carloscaceres.net.

contactar
Chat