Ventas Abierto
Tel. Alquileres Abierto

En Memoria de Bill Clover, Fundador de Panorama

Las empresas Panorama están dedicadas a la memoria de un gran hombre.

Nuestro padre y mejor amigo ya no está con nosotros. Sentimos un intenso dolor por su partida, y enorme gratitud por los muchos años que compartimos con él, por los extraordinarios recuerdos que nos deja, y por el maravilloso ejemplo que dio a su familia, a sus amigos y a sus empleados, y que servirá de listón para las generaciones futuras.

Papá compró una inmobiliaria internacional en Washington en 1968. La agencia se llamaba Panorama Properties, Inc y había sido creada un par de años atrás. En 1970 abrió una oficina en Marbella, y al año siguiente otras dos en Mallorca y en México DF. A través de Panorama, cientos de ciudadanos estadounidenses y de otros países tuvieron su primer contacto con un modo de vida internacional. Panorama International fue en su momento la única inmobiliaria exclusivamente internacional de los Estados Unidos, y la primera en todo el mundo en organizar vuelos de inspección a Marbella y a Mallorca para sus clientes.

Aunque él mismo conocía bien Marbella, nunca vivió en la ciudad. Yo me mudé allí en 1973 con mi primera esposa, Kirsten, para proseguir el trabajo que había empezado en 1971 con Panorama en Washington. La oficina central de Washington cerró en 1975 y las responsabilidades se trasladaron a España y México. Kirsten y yo nos quedamos en España y aquí seguimos hoy en día, gracias a la visión de mi padre (pueden leer nuestra biografía completa en otra sección de esta web).

Bill Clover fue un hombre extraordinario. Tenía una gran capacidad de autocontrol, siempre se preocupaba por los demás antes que por sí mismo, y su grado de humildad era notable. También fue increíblemente versátil. No fue un hombre de excesivas palabras o consejos, sino que guiaba a los demás con el ejemplo de su propia autodisciplina, amabilidad y muchos otros valores que demostraba a diario. Fue un hombre que vivió en concordancia con sus creencias.

Papá mantuvo la lucidez hasta los últimos días, así como la misma voz que le recuerdo desde pequeño, la misma letra, el mismo sentido irónico del humor, y el mismo interés por todo lo que le rodeaba. Mi hermano Bill y yo hemos redactado un pequeño obituario de esta persona tan extraordinaria, y nos complace compartirlo con todos ustedes.

Christopher Clover, enero de 2011

Williston L. Clover
1915-2010

Williston LaVake Clover falleció tras una breve enfermedad el 20 de diciembre de 2010 en Hilton Head, Carolina del Sur. Tenía 95 años de edad. Bill Clover vivió en Charlottesville, Virginia durante 55 años y fue un miembro importante de la comunidad desde 1940 hasta 1996, cuando dejó la ciudad para mudarse a Hilton Head, en Carolina del Sur y Highlands, en Carolina del Norte.

Bill destacó por su extraordinaria humildad, su integridad, un espíritu positivo indomable, una autodisciplina excepcional, una enorme versatilidad y la amabilidad con que trató a toda la gente que conoció durante su larga vida. Sentía una pasión profunda por la naturaleza y tenía un fuerte sentido de la justicia, lo que le convirtió en un firme defensor de los más débiles, y protector de aquellos con dificultades para valerse por sí mismos.

En su vida profesional, Bill fue un granjero, un criador de ganado de la raza Aberdeen Angus, un diseñador-arquitecto, un promotor, un constructor, un agente inmobiliario, un empresario internacional, y un profesor de tenis y atletismo. En los años cuarenta incluso montó una heladería que atendía a los alumnos y profesorado de la Universidad de Virginia. Dedicó tiempo y esfuerzo a un sinfín de proyectos comunitarios de Charlottesville-Albemarle.

Bill Clover nació en Chicago, Illinois el 2 de mayo de 1915; sus padres fueron Abigail LaVake Clover y Burtt Byron Clover. Fue a colegios del área de Chicago, como el New Trier High School, y tras terminar sus estudios secundarios se matriculó en la Universidad de Arizona y en la Universidad de Carolina del Norte, donde sobresalió en atletismo. En tenis, alcanzó el rango nacional de Junior en la categoría de dobles. Su pasión por las actividades deportivas de todo tipo se mantuvo fuerte toda la vida.

Bill conoció a Beverly Holzworth, la hija de Christopher E. Holzworth y Cecile Wendover Holzworth, y se casaron en 1937. Decididos a encontrar el lugar ideal para criar a sus hijos, eligieron Charlottesville, en Virginia, como su nuevo hogar.

Bill y Beverly fundaron Cloverly Farm, una granja de cría de ganado Aberdeen Angus de pura raza, en Standardsville (ahora convertida en el Green County Country Club). Durante la Segunda Guerra Mundial, Bill fue profesor de educación física de los oficiales del ejército en la Universidad de Virginia. Tras la guerra, siguió como profesor de tenis y atletismo en la universidad, y participó muy activamente en el programa deportivo de este centro hasta finales de los años cincuenta.

Cuando su padre se jubiló y se mudó a Charlottesville en 1952, Bill siguió sus pasos profesionales y, con ayuda y apoyo, creó la empresa Clover Realty Company, especializada en grandes fincas en Albemarle y los condados colindantes. Bill conocía y entendía profundamente los atributos de las tierras y la historia de esta zona, y de todas las propiedades importantes de Virginia central.

Fue el promotor de las comunidades de Montvue, West Leigh, Laurel Hills y Normandy Drive así como otras urbanizaciones más pequeñas en la zona de Charlottesville. Bill asimismo diseñó y construyó casas de lujo en estas zonas y en otras zonas residenciales de primer rango en Charlottesville, Albemarle County y Highlands, en Carolina del Norte.

Para dar una dimensión internacional a sus actividades inmobiliarias, Bill adquirió Panorama Properties y Panorama International en Washington en 1968. Como innovador que fue, montó el primer “club de estilo de vida” del mundo. Bajo su supervisión, Panorama desarrolló una red de más de 40 agentes inmolibiarios asociados, y estableció oficinas asociadas en varios países, además de fundar sus propias oficinas en España y México. Panorama hoy en día se mantiene como dos empresas hermanas: una en Marbella, propiedad de su hijo Christopher, y otra en San Antonio, Texas, propiedad de su otro hijo, Bill.

Además de estar al frente de sus propias compañías, Bill fue miembro fundador y el primer presidente de la Asociación para la Mejora del Ganado Vacuno de Virginia desde 1955 a 1958; también fue presidente de la Junta de Agentes Inmolibiarios de Charlottesville-Albemarle, presidente del Club de Rotarios de Charlottesville-Albemarle y vicepresidente de la Asociación Aberdeen Angus de Virginia.

Tras la muerte de Beverly Clover en 1985, Bill se casó con Mary Burgh, que le sobrevive junto con el resto de su querida familia, incluida Sally Clover Lea y su marido David, que viven en Montserrat, Wisconsin; Cecile Wendover Clover de Charlottesville, Virginia; Christopher H. Clover y su mujer Jovita en Marbella, Kirsten Clover en Marbella, y Williston H. Clover y su esposa Jo Phillips Clover, que residen en San Antonio, Texas. Bill Clover tenía siete nietos y siete bisnietos.

Se celebrará una misa para familiares y amigos en Charlottesville, Virginia cuya fecha se anunciará en breve.

contactar
Chat